SER AUTÓNOMO EN ESPAÑA

Noticias de Actualidad
0

En estos últimos años muchos jóvenes y emprendedores han encontrado como única salida la de la autonomía para poder avanzar en el mundo laboral. Ser autónomo en España es cada vez más común,  duplicando incluso el número de asalariados en España. Sin embargo, la autonomía laboral se ha convertido en una alternativa que muchos han empezado a considerar debido a la situación actual del país. Conoce un poco más acerca de lo que conlleva ser autónomo en España.

 

¿Cuál es el significado de autónomo en España?

Un autónomo es aquel que ejecuta de manera directa una actividad económica sin estar sujeto a un contrato laboral y con sus propios trabajadores remunerados. La actividad realizada es de forma independiente y no siempre se recibe el mismo salario cada mes. El trabajador autónomo debe ser dueño de un establecimiento como arrendatario, propietario o cualquier otro tipo de concepto parecido. Sin embargo, también se considera trabajador autónomo aquel qué firmando un contrato por prestación de servicios, trabaja para una empresa que no es de su propiedad.

¿Qué debes hacer para ser un nuevo autónomo?

  1. Darte de alta en la Seguridad Social

En primer lugar, es realmente importante para ser autónomo en España tener en cuenta que olvidar efectuar los trámites con la Seguridad Social es un error que no debes cometer. Omitir este punto puede ser perjudicial para tu negocio, ya que la Administración te reclamará tres cosas:

  • El alta en el RETA (Régimen Especial de Trabajadores Autónomos).
  • El pago de las cuotas atrasadas.
  • El 20% del recargo de esta.

El alta en la Seguridad Social deberás efectuarlo el mismo día o el día anterior, anticipándolo al inicio de tu actividad en Hacienda. Esto se hace para tener la posibilidad de cotizar por los días laborados y poder controlar la cuota de autónomos mensual completa.

Para facilitar la facturación de los autónomos se recomienda softwares que permitan obtener la factura electrolítica de los gastos. DevoluIVA ofrece un servicio de digitalización de gastos y te facilita automáticamente las facturas para que puedas reducir el IVA que te corresponde, con garantías.

  1. Darte de alta en Hacienda

Hay que saber desde el principio que Hacienda y la Seguridad Social son dos organismos que trabajan juntos y se complementan, pero no son lo mismo. La Seguridad Social se encarga del bienestar social mediante la cobertura sanitaria, las pensiones, jubilaciones… En cambio, Hacienda es la encargada de gestionar los ingresos y gastos públicos del Estado a través de la recaudación de impuestos.

Para darte de alta en Hacienda debes darte de alta en IAE desde el primer momento en el que impartas tu negocio. Es decir, en tu primera venta, sin importar si son productos o servicios. También deberás facturar con IVA (Impuesto sobre el Valor Añadido), y este trámite afectará a la hora de hacer la liquidación del IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas).

  1. Obtén tu “certificado digital”

Un elemento clave para tu nuevo estatus de autonomía empresarial es el del “certificado digital”. Los organismos públicos están cada vez más actualizados y hacen más uso de las nuevas tecnologías para almacenar la información, por lo que va a ser necesario para ti en un futuro. Si lo obtienes a través de la web de la Fábrica Nacional de La Moneda y Timbre como persona física es gratuito. En el encontrarás tu firma digital y puede ser beneficioso para ti en el momento en el que quieras gestionar las diligencias de tu autonomía empresarial.

Una vez hechos los trámites se emitirá una resolución de alta en RETA que justificará tu alta como autónomo. Es importante recordar que debes guardarlo junto al modelo 036, 037 y modelo 303 de alta en Hacienda.

Pros y contras de ser autónomo en España

Es obvio que las ventajas de ser autónomo en España son las que nos motivan a volvernos trabajadores autónomos y correr el riesgo sobre lo que pueda pasar. Esto es así, pero también nos gusta estar informados sobre las desventajas para estar preparados por cualquier cosa que pueda ocurrir.

Estas son algunas de las ventajas y desventajas de ser autónomo en España.

Ventajas de ser un nuevo autónomo

  • Pasarás a ser tu propio jefe.
  • No deberás regirte por los horarios labores, ya que tú decides cuándo y cómo trabajar.
  • Es la manera más clara y rápida de crear un negocio.
  • Tendrás la opción de desgravar el IVA (21%) y podrás tener muchos descuentos en cosas como gasolina o material para tu oficina.
  • No deberás aportar ningún capital inicial.
  • Tú mismo podrás escoger el tipo de cliente que quieres y trabajar con él.
  • Es la forma más barata de crear una empresa, ya que no requiere de tanto papeleo y, por tanto, necesitaba de menos asesoramiento.

Desventajas de ser un nuevo autónomo

  • Es cierto que puedes escoger tu horario tú mismo, pero deberás organizarte bien. Si no lo haces desde un principio puedes llegar a trabajar 24/7 y eso no es lo que buscamos con el tiempo.
  • Las deudas deberás pagarlas con tu patrimonio personal. Si estas casado y tu pareja y tu tenéis unificados vuestros bienes gananciales, él/ella podría tener que aportar su propio patrimonio para pagar la deuda.
  • No saber si vas a tener unos ingresos asegurados.
  • Deberás pagar la cuota mensual de la Seguridad Social hayas tenido ingresos o no, por lo que sí o sí tendrás perdidas.
  • Para contratar a un familiar cercano deberá darse de alta como autónomo colaborador.
  • Debes tener conocimiento de todos los campos de tu empresa en general para que siga adelante. No estamos hablando de que ejerzas, si no de que sepas gestionarlo.

El mundo de los autónomos en España no es fácil, pero sigue siendo una de las mejores vías si quieres montar tu propio negocio, disfrutar de tu autonomía laboral y trabajar en algo que te guste y te motive.

¡Arriésgate y gana!