Qué debes saber sobre las cuentas anuales

Asesoría
cuentas anuales, cuentas anuales abreviadas, cuentas anuales consolidadas, que son las cuentas anuales
0

La realización de las cuentas anuales es una de las obligaciones que la ley impone a toda sociedad mercantil. Las cuentas anuales reflejan la contabilidad de la empresa y deben ofrecer además una imagen fiel de la misma.

¿Que son las cuentas anuales y quién está obligado a formularlas?

Las cuentas anuales comprenden determinada documentación. Principalmente la cuenta de pérdidas y ganancias, el balance, la memoria, un estado que refleje los cambios en el patrimonio neto del ejercicio y un estado de flujos de efectivo.

Estas cuentas deben formularse por los administradores de la sociedad. Como máximo, debe hacerse antes del transcurso de tres meses desde el cierre del ejercicio social. Normalmente se hace coincidir con el fin de año (31 de diciembre).

Luego deben ser aprobadas por la Junta General Ordinaria de Socios (en S.L.) o de Accionistas (en S.A.). Como la ley exige que la Junta General Ordinaria se convoque durante los primeros seis meses del año, las cuentas deberán aprobarse también en este plazo.

Una vez aprobadas, deben depositarse en el Registro Mercantil en el plazo máximo de 30 días. Así pues, el plazo para presentar las cuentas anuales expira el 30 de julio.

 

Algunas especialidades que debes saber

Las cuentas pueden realizarse en dos formatos: consolidadas o abreviadas. La diferencia radica en que las cuentas anuales abreviadas son más simples.

Las pequeñas empresas, con poco activo, cifra de negocios y/o bajo número de trabajadores suelen poder acogerse a la modalidad abreviada, siempre y cuando estén por debajo de los límites fijados legalmente en al menos dos de estos tres parámetros. Las grandes empresas, con alto volumen de negocios, formularán habitualmente cuentas anuales consolidadas.

Además, si las empresas superan determinadas cuantías en activo, cifra de negocios y número de trabajadores, sus cuentas deben ser verificadas por un auditor de cuentas externo a la sociedad.